Entorno

 
Bodegas Polo Monleón controla la viticultura en un total de 170 hectáreas, de las que 10 son propiedad de la bodega y el resto de viticultores que colaboran con la firma desde 1952. La Bodega está acogida al Consejo Regulador de la Denominación de Origen Valencia, en la Subzona Alto Turia, una de las cuatro que conforman la D.O.

La principal variedad de uva es la Merseguera, pero también trabajan la Macabeo y las tintas Tempranillo y Bobal, junto a pequeñas cantidades de otras viníferas experimentales.

La zona vitícola del Alto Turia, está situada en el extremo nororiental de la comarca valenciana de La Serranía, donde encontramos poblaciones como Alpuente, Aras de los Olmos, Tuejar, Chelva, La Yesa o Titaguas.

vinyas

Este enclave se sitúa en las estribaciones que conducen a la Sierra de Javalambre, bajo el Pico de La Lámpara, que domina el Llano de Titaguas. El terreno es de naturaleza calcárea, muy accidentado, donde los viñedos se cultivan en pequeños planos y mesetas, rodeados por barrancos y montañas, situados entre 750 y 1.100 metros de altitud.  Las áreas forestales alternan con los fértiles campos de secano, donde se cultiva el cereal, el almendro y la vid, entre los cerros, torrenteras, hoyas y llanos.

Su extenso y variado territorio ofrece una gran riqueza de flora y fauna. Los pinares y sabinares conforman una de las más grandes masas forestales valencianas, donde abundan los jabalíes y los zorros, las liebres y los conejos y sobrevuelan las águilas culebreras, los azores y los halcones peregrinos. Una zona que, por su paisaje, sus gentes, sus vinos y su gastronomía merece ser conocida con detalle.

  

En este entorno se desarrolla la Merseguera, la varietal más característica de esta comarca. Una cepa rústica, muy resistente a la sequía, con unas bayas de piel gruesa, que tardan en madurar al ser un vidueño de ciclo largo. En estas altitudes, que oscilan entre los 750 y los 1.100 metros sobre el nivel del mar, la Merseguera se afina y sus rasgos amargosos convencionales se convierten en agradables y elegantes.

Es el clima, en definitiva, el que modela, perfecciona y da carácter a estas cepas, en esta zona tan difícil como propicia para el cultivo de la vid y la hace ideal para obtener con ellas buenos vinos.

 
 
© 2007 Bodegas Polo Monleon
Diseñado y Programado por Prodigitel